sábado, 31 de octubre de 2009

Skins


Skins significa piel o aspecto y esta serie británica tiene muchísima variedad en lo que a esas palabras respecta.

Es una serie de adolescentes como ninguna otra (ya podrían aprender muchas que yo me sé de los personajes torturados y/o extraños que desfilan por este drama). Es una serie en la que ríes, lloras, te tapas los ojos en los momentos más subidos de tono y sobre todo te sorprendes porque si algo tiene Skins es esa capacidad de sorprenderte cada capítulo como si nunca antes hubieras visto una serie de adolescentes.

Tras este breve batiburrillo de opiniones voy a empezar con una explicación más ordenada de la serie.
Skins es una serie británica que se estrenó en el año 2007 y que hasta ahora ha ganado dos premios BAFTA. Esta serie cuenta las vivencias de un grupo de adolescentes que viven en Bristol. ¿Qué tiene de especial Skins? Para empezar es una serie que no tiene ningún tipo de censura: sus personajes son sucios, desenfadados, adictos a todo tipo de sustancias (y al sexo también), peleones, malhablados, etc. Es una serie que trata de personajes pero que no hace distinciones entre unos y otros, ninguno es perfecto por mucho que lo parece, todos y cada uno de los personajes tiene un secreto que esconder, algo que no quiere que sus amigos sepan y esos secretos que se convierten en problemas son los que trata esta maravillosa serie sin utilizar algodones o azúcar para aderezarlo, te lo dice crudamente, directamentem porque así son los jóvenes.

Otra cosa que hace especial Skins es el hecho de no repetir elenco de actores por más de dos temporadas. No es como las series de adolescentes cuyos personajes repiten insaciablemente hasta los 30 y tantos años sino que, para no quemar al espectador con los mismos pululando por ahí, cambian cada dos temporadas haciéndolo más interesante. El segundo elenco de personajes está a punto de estrenar su segunda temporada en antena y, según he leído, va a ser la más corta de la historia de Skins pero bueno, hay veces que acortan las temporadas así que habrá que aguantarse.



Fue hace tiempo cuando me la recomendaron y me acuerdo de mí viendo el primer capítulo, alucinando por las acciones tan directas, representándome a unos personajes desgarrados, nauseabundos, inquietos y, sobre todo, personas.

Porque para variar lo que representan en Skins (aunque posiblemente un poco exagerado) es la pura verdad. Es lo que tenemos en nuestra sociedad: alcohol, sexo, drogas. Están en la serie de forma constante.

¿Con qué me sorprenderán en la cuarta temporada?

3 comentarios:

- Bella - dijo...

Tiene buena pinta la serie, nunca la he visto, así que tendré que probar. Me gusta cuando las series de adolescentes son claras y sin tapujos xD.

muá!

Elwen dijo...

Pues me has picado el morbo así que a ver si la busco por ahí :P

Lether_Ireth dijo...

Skins es una serie cortita y muy adictiva, mi temporada preferida es la tercera porque hay más personajes que me gusten.
Espero que la disfrutéis :)