miércoles, 12 de diciembre de 2012

Entrevista a Laura Gallego

¡Hola a todos! Hoy vengo con una entrada bastante especial para mí, como siempre me pasa con las entrevistas y es que me encanta poder compartir con vosotros esas preguntas que tengo para autores a los que admiro.

Hoy la alegría es mayor ya que se trata de una entrevista a una de mis escritoras preferidas: Laura Gallego, la primera autora a la que conocí en persona hace ya casi diez años y de la que siempre he tenido un bonito recuerdo.

Además también me ha marcado como escritora, ya que fue en sus foros donde comencé a compartir mis primeras historias... aunque bueno, todo eso también lo he contado en el especial que le dediqué a su trilogía Memorias de Idhún.

Y bueno, como no me quiero alargar más, os dejo con las preguntas y las respuestas.

Antes de nada quería agradecerte que contestes una entrevista para mi blog.
¡Gracias a ti! Es un placer =).

Además de escribir, estudiaste la carrera de filología hispánica y ahora te encuentras terminando tu tesis. ¿Han influido estos estudios en tu obra en algún momento?
Claro, han influido muchísimo. Todo lo que aprendí en filología supone una parte muy importante de mi formación como lectora y como escritora. Hay libros, de hecho, que deben mucho a clases o materias que estudié en la carrera, como Finis Mundi, La leyenda del Rey Errante o Donde los árboles cantan.

Llegaste a publicar en el año 1999 cuando ganaste el Premio Barco de Vapor con Finis Mundi, antes ya habías participado pero en esas ocasiones no tuviste suerte ¿Cuándo enviaste este libro pensaste que sería diferente? ¿Cuál crees que fue la causa para que este ganara y no los anteriores?
No sé; habría que preguntarle al jurado. Es fácil pensar que el libro gustó más porque era más histórico y menos fantástico que los anteriores, pero probablemente se deba en realidad a que estaba más trabajado y era más redondo que cualquier otra cosa que hubiese escrito con anterioridad. Y sí, yo era consciente de ello y pensaba que ese libro en concreto podría gustar más que los anteriores, pero no hasta el punto de ganar. Mi máxima aspiración, de hecho, era llegar a escribir algo que gustase lo bastante como para que el jurado considerara la posibilidad de recomendar su publicación. Ni en mis sueños más locos me atrevía a imaginar que podría llegar a ganar. Ni mucho menos todo lo que pasó después.

En cuanto a tu trabajo literario, ¿tienes alguna manía a la hora de escribir? ¿Has cambiado a lo largo de tu carrera literaria en tu forma de trabajar?
Hay algo que no cambia, y es el hecho de que necesito silencio y calma para escribir, porque es una actividad que requiere mucha concentración. Todo lo demás ha evolucionado. Por ejemplo, mis herramientas de trabajo. Cuando empecé, a los once años, no tenía ordenador, así que escribía mis libros a mano y luego los pasaba a máquina. Primero tuve una máquina de escribir manual, luego me regalaron una electrónica, que permitía hacer pequeñas correcciones, aunque no demasiadas (de ahí que no escribiera los libros directamente a máquina; hacía una primera versión manuscrita para poder corregirla sobre el papel antes de mecanografiar la que sería la versión definitiva). Tuve mi primer ordenador con 20 años, y me costó un tiempo deshacerme de la necesidad de escribir mis libros a mano. De hecho, conservo versiones manuscritas de libros como Finis Mundi o El Valle de los Lobos, que fueron los primeros que publiqué. Ahora ya trabajo directamente en ordenador. También he aprendido a hacer esquemas y planificar muy bien mis libros antes de escribirlos. Cuando empecé improvisaba más, y creo que eso se notaba en aquellas primeras novelas inéditas; la mayoría empezaban bien, pero iban perdiendo fuelle y acababan de cualquier manera, precisamente por esa falta de planificación. Creo que ahora tengo un método de trabajo más profesional. Y pienso que se nota en el resultado final. Mis libros son ahora más redondos o, al menos, más pulidos. También corrijo y reescribo mucho, bastante más que antes.

¿Cuándo terminas de escribir una novela se la envías a algún conocido de confianza para que te dé su opinión personal o directamente la envías a una editorial después de corregirla tú?
El primero que lee mis novelas es mi pareja, y de hecho él las va leyendo casi a medida que las escribo, capítulo a capítulo. A veces también cuento con algún amigo o persona de confianza. Y luego, por supuesto, está el editor.

Has publicado con varias editoriales españolas ¿cómo decides qué editorial es la correcta para la publicación de una obra tuya?
Normalmente me fijo en los títulos que han publicado antes. Es importante que su línea editorial tenga relación con el tipo de literatura que yo hago. Últimamente, además, y puestos a elegir, tengo en cuenta dos cosas: la primera es que la editorial tenga una buena distribución en España y que llegue también a América Latina, algo que desde hace un tiempo es ya una condición básica para mí. La segunda tiene que ver con la gente con la que voy a trabajar. Al final llegas a conocer a muchos editores aunque no hayas trabajado nunca con ellos, y hay algunos con los que tengo una buena relación y me apetece, por tanto, iniciar un proyecto conjunto. Es lo que pasó, por ejemplo, con Minotauro, la editorial con la que voy a publicar mi próxima novela. Es una editorial especializada en literatura fantástica, y cuando yo era adolescente soñaba con publicar con ellos algún día. Se da el caso, además, de que conozco al editor desde hace ya algunos años y nos llevamos muy bien. Así que me apetecía mucho trabajar con ellos.

En alguna ocasión has dicho que Kai (Crónicas de la Torre) es uno de los personajes masculinos a los que más cariño guardas ¿sigue siendo así y por qué? ¿hay alguna preferida en el caso de los personajes femeninos?
Sigue siendo así, porque Kai está inspirado en Jack, que es un personaje muy especial para mí. Entre los personajes femeninos destacaría, curiosamente, a algunas de las chicas de Sara y las Goleadoras. Me parecen muy entrañables.

Tanto Las Hijas de Tara como Sara y las Goleadoras son unas novelas que surgieron de un proyecto de animación, ¿qué te pareció trabajar en formato de guión cinematográfico? ¿Te gustaría colaborar en algún proyecto de este tipo de nuevo?
¡Nooooo!, fue una experiencia que no repetiría. Tienes restricciones por todas partes: número de páginas, escenarios, personajes, escenas de acción... La verdad es que me siento mucho más cómoda con los libros. Puedes escribir todo lo que quieras, hasta novelas de 500 páginas si te apetece. Un guión no; un guión siempre tiene un número de páginas determinado en función del formato (capítulo de serie, cortometraje, película...) y no puedes pasar de ahí. Por otro lado, en una página de una novela puedes relatar una conversación entre dos personas o una batalla, y da lo mismo, porque va a costar el mismo papel y la misma tinta. En un guión, no. La diferencia entre una página de guión con un diálogo y otra con una batalla puede ser de cientos de miles de euros. Naturalmente, los productores siempre presionan al guionista para que no se pase con el presupuesto. Aunque la verdad es que la mayoría de las veces no se molestan tampoco en hablar con el guionista. Se limitan a cambiar o eliminar del guión lo que les parece sin preguntar siquiera.

Para terminar me gustaría preguntarte por tus influencias. Sé que Michael Ende es un escritor que te marcó mucho desde tu niñez ¿existen más escritores cuyas obras te hayan influido de forma determinante en alguna obra?
Recuerdo títulos concretos de mi niñez, pero especialmente de mi adolescencia. Fui muy lectora de Margaret Weis y Tracy Hickman, y creo que sus obras me han influido mucho, especialmente El ciclo de la Puerta de la Muerte. También las novelas de Joan Manuel Gisbert, o los cuentos de Borges. Aunque no sé si eso se puede notar especialmente en una obra en concreto, porque mi imaginario no es producto de la lectura de una sola obra o autor, sino que se nutre entre otras cosas de absolutamente todo lo que he leído, aunque sea a nivel inconsciente. Y leo mucho.

Muchas gracias por contestar a mis preguntas.
¡De nada! Gracias a ti =)

5 comentarios:

Irilaya dijo...

Una entrevista muy interesante ^^

Malabaricien dijo...

waaa, que suerte! una entrevista a Laura gallego. muchísimas gracias por compartirla, muy interesante

Catnip Lovegood dijo...

Que envidia te tengo jajaja. Laura Gallego es de mis escritoras favoritas.
¡Gracias por compartir la entrevista! Besos :D

Rosa de Medianoche dijo...

¡¡Hola!! Acabo de descubrir tu blog y está muy chulo. ¡¡Me quedo!! ^^)
Wow... ¡¡vaya pasada de entrevista!! Está muy bien. Y hay preguntas que no las había leído antes. ^^
¡Enhorabuena por esta fantásticas preguntas(y respuestas)!
Besis.

Aya dijo...

Te acabas de convertir en mi ídolo. Una entrevista a Laura Gallego, nada menos...Ole tú.